lunes, 11 de junio de 2012

Después del Anochecer, de Stephen King


“Llámalo anochecer. Llámalo crepúsculo. Llámalo ocaso.

El atardecer es aquel momento en que el devenir humano toma derroteros sobrenaturales, aquel instante en que la luz se transfigura en tinieblas. Cuando el sol se esconde, la imaginación comienza a deslizarse por sombras que derivan en la oscuridad más absoluta y la luz del día huye despavorida de la faz de la Tierra.

Después del Anochecer es, en definitiva, el momento del día perfecto para Stephen King. En Después del Anochecer Stephen King reúne una colección de catorce relatos tan asombrosos como escalofriantes que te obligarán a dormir con la luz de la mesilla encendida.”

Contrario a lo que dice en la sinopsis, en realidad son trece relatos los que componen la hasta el momento última antología del Maestro del Terror (Todo Oscuro, Sin Estrellas, al tratarse de tres novelas cortas y un relato, puede considerarse en otro nivel). Son el fruto de una última camada después de una época en la que, según el autor, había dejado un poco de lado la escritura de relatos cortos, algo para lo que, según él, se necesita cierta habilidad que debe ser ejercitada frecuentemente.

Excepción hecha de El Gato del Infierno, escrito en la década de los ochenta, todos fueron escritos en el pasado cercano. Y eso se nota. Como dijera en la entrada dedicada a otra antología de Stephen King, Todo Es Eventual, es posible rastrear en sus colecciones de relatos los cambios que a través de su carrera ha experimentado el Maestro del Terror.

En las últimas dos décadas sus historias han pasado a otro plano, ora más humano, ora más realista, aunque siempre con el ingrediente sobrenatural presente en mayor o menor medida. Muy lejos han quedado en la historia antologías como El Umbral de la Noche o Pesadillas y Alucinaciones, tal vez sus mejores colecciones de relatos, y el cambio en su estilo, o mejor, el cambio en sus tópicos se nota un poco.

El Maestro del Terror
Aun así, el Maestro es el Maestro, y siempre termina sorprendiéndonos con historias llenas de misterios y sorpresas.

Aunque la antología que nos atañe no se ha ganado precisamente la simpatía de los lectores como lo hicieran sus predecesoras, en lo personal me ha gustado bastante. Hay de todo un poco, y he disfrutado de la misma intercalando la lectura de sus relatos entre novelas. Es una experiencia distinta a la hora de disfrutar antologías y ya le he ido cogiendo el gusto. :)

A continuación expongo una breve sinopsis de cada uno de los relatos y unas cortas impresiones personales sobre los mismos:

Willa:Un grupo de personas en una estación de trenes no está muy seguro de dónde se encuentra ni por qué. Un cuento que aborda un tema clásico de la literatura de terror narrado de forma sencilla y amena con un final magnífico, como sacado de un postal.

La Chica de Pan de Jengibre:Una mujer se traslada a un cayo de la costa estadounidense tratando de dejar su pasado atrás. Lo que no sabe es que su futuro cercano le depara una sorpresa. Un relato que me dejó sentimientos encontrados. Tiene un gran final, con una escena genialmente terrorífica, pero al terminarlo me dejó la sensación de que su primera parte no tenía nada que ver con la segunda. Tal vez le sobraban unas cuantas páginas…

El Sueño de Harvey:Un hombre le cuenta a su esposa un extraño y curioso sueño… que tal vez sea mucho más que un sueño. Corto y ameno. Me gustó mucho, a pesar de su simplicidad. O quizá debido a ella.

Área de Descanso:Un escritor que publica novelas bajo un seudónimo se detiene en un área de descanso en medio de la carretera, y se ve involucrado en una incómoda situación. Igualmente sencillo, aunque un poco más largo. Me encantó esa especie de homenaje al gran Richard Bachman y, como siempre, King sabe retratar sus personajes escritores de la mejor manera. Una buena idea muy bien plasmada.

Edición inglesa
La Bicicleta Estática:Un hombre compra una bicicleta estática… sin sospechar que lo va a llevar a alguna parte. En mi opinión, uno de los mejores de la antología. Me recordó mucho otro relato de su autoría: El Virus de la Carretera Viaja Hacia el Norte. Buenísimo.

Las Cosas Que Dejaron Atrás:En el apartamento de un hombre comienzan a aparecer unos extraños objetos. Un sentido homenaje del Maestro del Terror a las víctimas del 11 de Septiembre. Como dice al final, fue su forma de plasmar lo que sentía al respecto. Además, es un gran relato. Muy entretenido.

Tarde de Graduación:Un joven será testigo presencial de un extraño suceso. Extraño e insulso. Así me pareció (aunque el Maestro ofrece una pequeña explicación al final). Es solo mi opinión, desde luego. El más flojo de la antología, de lejos.

N.:Un hombre con un grave trastorno psicológico acude a su psiquiatra en busca de ayuda. Sin duda ha sido de lo mejor de la antología. La historia, escrita en varios niveles, es endiabladamente intrigante. Te mantiene en vilo, y aunque hay un pasaje un tanto denso poco antes de la mitad, todo en general es sumamente atrapante. Muy lovecraftiano además. Genial. Fue adaptado al cómic con excelente resultado. 

El Gato del Infierno:Un gato aparentemente inofensivo lleva la muerte en su lomo. Un clásico que ya tuvo su adaptación cinematográfica rescatado para esta antología. El mismo King lo describe como un bonus. Y el hecho de que haya sido escrito en la década de los ochenta se nota. Terror en su estado puro. Excelente.

The New York Times a un Precio de Ganga:Una mujer recibe una llamada que nunca olvidará. Ameno e interesante (me recordó a "No, Se Equivoca de Número"), aunque el final me dejó algo indiferente…

Mudo:Un autoestopista nunca pudo ser más inusual y enigmático. Otro relato que se ubica en lo más alto de la antología. Narrado como una confesión, es una historia intrigante con un final inesperado que te deja en shock. Excelente.

Ayana:Los milagros ocurren, y de la forma más inesperada. Interesante y fácil de leer, pero no me sorprendió mucho, y el final, nuevamente, hizo que el mismo perdiera fuerza…

Un Lugar Muy Estrecho:Dos hombres llevan su rivalidad hasta los límites. Aunque por momentos me resultó lento, me gustó mucho. Me gustó la idea, el planteamiento y el final. Muy bueno.


Ilustración de la adaptación al cómic de "N."


Después del Anochecer termina con un apartado titulado Notas del Anochecer, en la cual King nos ofrece unas breves pero interesantes palabras sobre el origen de los relatos y los motivos que lo llevaron a escribirlos. Como siempre, es un placer leer estas notas finales.

Ahora solo queda esperar su próxima antología, que seguramente tardará varios años…

:)

2 comentarios:

Juanito dijo...

¡Mr. Calavera!
Te escribo nuevamente, ya que el comentario que colgué la semana pasada ha desaparecido (el blogger no me anda bien :( ).
Te contaba que leí "Después del anochecer" a principios de este 2012, y que me dejó un muy buen sabor de boca.
En particular, me gustaron mucho "Willa", "El sueño de Harvey", "Área de descanso", "La bicicleta estática" (me recordó a "Rose Madder"), "Las cosas que dejaron atrás" y "Mudo".
"N." no me terminó de agradar demasiado...
Un abrazo en la distancia, querido George.
P.D.: espero que blogger me responda y aparezca el comentario...

Calavera dijo...

Hola, Juan!!! :)

La verdad es que sí vi la notificación anterior, pero no encontré el comentario en el blog. Espero que pronto se arregle tu Blogger. ;)

Un abrazo, y gracias por pasar y comentar! ;D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...