domingo, 12 de agosto de 2012

XXX Juegos Olímpicos, Londres 2012 / Colombia: Una actuación histórica





Hoy se cerró el telón de los XXX Juegos Olímpicos, Londres 2012, y para Colombia el balance ha sido más positivo de lo esperado. Una presea de oro, tres de plata y cuatro de bronce, para un total de ocho, y el puesto Nº 38 entre los 79 países que lograron al menos una medalla, de un total de 204 participantes.

Con esto Colombia supera con creces su mejor actuación, cuando en Múnich 1972 obtuvo 3 medallas olímpicas, una de plata y dos de bronce, además de colgarse por segunda vez en su historia una presea dorada, de la mano de la antioqueña Mariana Pajón.




Esta tarde los Juegos finalizaron con una Clausura de tres horas que personalmente disfruté hasta el último minuto. Una sorpresa tras otra, una maravilla tras otra deparó este show colmado de colorido, luces, bailes, espectaculares juegos pirotécnicos y, cómo no, rock and roll. :)

¡Y vaya sorpresas nos trajo en este aspecto!

Un conmovedor "Imagine", de John Lennon:




Un sentido homenaje a Freddy Mercury y el posterior espectáculo de Brian May y Roger Taylor interpretando "Will Will Rock You":




  
El fantástico colofón a manos de The Who, con ese inolvidable "My Generation":




Y la sorpresa más significativa, en lo personal, de todo el acto.

Apenas el día anterior me había enterado de la posible interpretación de una canción de Pink Floyd en la ceremonia de Clausura. Pero, buscando en la web, encontré noticias que desmentían el anuncio, y un comunicado que decía que Pink Floyd no estaría presente, al menos no David y Roger (lo cual habría sido indescriptible). Un integrante no hace una banda (menos con un cantante desconocido para mí, y un ausente solo acústico que eché mucho de menos), pero de todas formas no deja de ser algo monumental lo que vimos hoy cuando, en efecto, el mismísimo Nick Mason apareció en escena, junto con un integrante de Genesis y dos artistas jóvenes más interpretando el clásico "Wish You Were Here". :D




Pero por si eso fuera poco, y cuando pensaba que sería la canción menos espectacular, visualmente hablando, de la noche, aparece esta representación de la portada del álbum a la que el tema le da título, con el hombre trajeado caminando por la cuerda floja hasta llegar a la altura de otro hombre igualmente vestido, para darle la mano antes de que el último se encienda en llamas, rememorando la inmortal imagen del álbum de 1975... o.O




Siendo un fanático acérrimo de Pink Floyd desde hace más de una década, fue algo que me dejó, simplemente, sin palabras… :)




Con actos deportivos tan magníficos como este, donde el mundo entero se olvida aunque sea por un corto periodo de tiempo de crisis económicas, enemistades políticas, guerras, pobreza, conflictos y demás, logras sentirte feliz de hacer parte de este pequeño planeta azul que flota solitario en la inmensidad, te sientes uno con el resto de la humanidad y sufres y gozas con los triunfos de los deportistas que representan tu país…

Y es que lo logrado en estas olimpiadas fue para Colombia, como se ha dicho, algo histórico. He aquí un pequeño repaso:


Rigoberto Urán / Plata




En una de las pruebas más difíciles de los Juegos, compitiendo contra un centenar de ciclistas por casi seis horas, Rigoberto Urán se coronó segundo en la prueba de fondo en carretera, luego de haber estado a punto de colgarse la de oro antes de que, en un pequeño descuido, el kazajo Alexander Vinokourov se le adelantara en los últimos cincuenta metros. :)


Óscar Figueroa / Plata




El 30 de julio Óscar Figueroa alcanzó la medalla de plata en la prueba de los 62 kilogramos del levantamiento de pesas y con marca olímpica en el envión con 177 kilogramos.

Figueroa levantó 140 kilos en arranque y 177 envión para un total de 317, suficientes para quedarse con el segundo lugar en su categoría. El momento se vivió con tensión en mi lugar de trabajo, donde al final dependíamos del último competidor para saber si la medalla sería de bronce o de plata. Al final el oriental no pudo levantar el peso, y la medalla fue plateada. :D


Yuri Alvear / Bronce




La judoca vallecaucana Yuri Alvear consiguió la medalla de bronce en la categoría de -70 kilos al vencer a la china Fei Chen por un waza-ari y un yuko en un combate en el que fue muy superior y no dio opción a su rival. Al sonar la bocina conforme se habían terminado los cinco minutos de tiempo, Alvear se dejó caer en el tatami del recinto Excel, donde se celebra el judo, con lágrimas en los ojos y una veintena de amigos y conocidos coreando su nombre en la grada. :)


Catherine Ibargüen / Plata




Con un salto de 14,80 metros Catherine logró la medalla de plata para Colombia en el atletismo de los Juegos Olímpicos en la modalidad de salto triple. Esta final fue una de las más esperadas, y pude vivirla el domingo 5 en casa sin perder ni un detalle. Desde bien temprano Catherine, con 14,67 metros, estuvo con el segundo lugar del podio asegurado. Y entonces, a apenas dos saltos de finalizar la contienda, Olha Saladuha de Ucrania, con 14,79, le arrebató la plata, y fue bronce.

Fue un momento de mucha bronca, pero al final, en su último salto, se superó a sí misma y con una marca de 14,80 reclamó nuevamente la plata que le pertenecía. ¡Fue muy emocionante! :D


Óscar Muñoz / Bronce




El pasado miércoles 8 Óscar se adjudicó la medalla de bronce en la división de los -58 kg del torneo de taekwondo al vencer al tailandés Pen-Ek Karaket por 6-4 en combate realizado en el Excel Arena (este).

Cuando faltaban pocos segundos para la conclusión del combate, el tailandés intentó doblegar a Muñoz con un ‘dolio chagui’ a la cara, pero su entrenador, Álvaro Vidal, paró el litigio para solicitar la rectificación de la decisión, que dejaba al asiático ganador en las tarjetas, y tras escasos minutos de tensión, los jueces concluyeron que la patada no tocó la cara de Muñoz sino el hombro derecho. :)


Jackeline Rentería / Bronce




Jackeline repitió la medalla de bronce conseguida en Beijing 2008 en lucha libre de -55 kilos al vencer en el último combate a la ucraniana Tatyana Lazareva en tres duros asaltos.

En una espectacular demostración de fuerza física, la colombiana remontó todos sus combates en los dos últimos asaltos después de haber empezado perdiendo el primero. Cuando sonó la bocina final, decenas de compatriotas estallaron de alegría en las gradas mientras el entrenador de Rentería saltaba encima de la lona a abrazarla y ofrecerle una bandera de Colombia que lució orgullosa por todo el estadio. :)


Carlos Mario Oquendo / Bronce




Carlos logró la medalla de bronce en la prueba del BMX masculino, tras acabar tercero, por detrás del letón Maris Strombergs, que fue oro, y del neocelandés Sam Willoughby, plata. A pesar de caerse en un par de ocasiones en las pruebas iniciales y de comenzar de último en la carrera final a la que se clasificó con lo justo, Carlos remontó y se colgó la de bronce apenas diez minutos después de que Mariana Pajón nos diera la gran alegría de la tarde. :D

Andrés Jiménez, el otro colombiano que disputó la final, terminó sexto y accedió al diploma olímpico. :)


Mariana Pajón  / Oro




Y sin duda la gran alegría de estos Juegos Olímpicos vino de la mano de la hermosa Mariana Pajón, oriunda de mi tierra, que dejó a todo el mundo atrás en las tres eliminatorias y en la carrera final, llegando en el primer lugar en las cuatro carreras y colgándose una medalla de oro indiscutible!!!! :D

Desde temprano estuvimos pendientes en el trabajo de la transmisión de la final en la que estaban puestas las ilusiones de un país que soñaba con la medalla dorada para cerrar con broche de oro este Londres 2012. Cuando se llegó el momento, y luego de tres carreras clasificatorias perfectas, todos esperábamos que la decisiva no lo fuera menos, y en efecto Mariana no defraudó y con su triunfo todos los que estábamos allí, clientes y compañeros de trabajo (el negocio estaba a reventar), rompimos en aplausos y gritos de júbilo.




En lo personal, y creo que toda Colombia lo sintió así, poco importó que China y Estados Unidos estuvieran cabeza a cabeza con decenas de medallas, poco importó que Michael Phelps y Usain Bolt (que nos dieron, cómo no, un espectáculo grandioso e inolvidable) superaran todos los récords. Poco importó que no fuéramos los primeros en la tabla de medallería. Ese día, y durante todo este fin de semana, nos sentimos campeones. Sentimos como propio el triunfo de aquellos que lo dieron todo en representación de nuestro querido y muchas veces golpeado país. :)


¡Nuestros 8 héroes! 


Para aquellos que nos gusta el deporte y que disfrutamos de eventos como este con la pasión a flor de piel, el final viene aderezado con un toque de nostalgia inevitable. Pero este último día lo he disfrutado al máximo.

Me levanté desde temprano a ver la final de vóleibol masculino (donde lamentablemente Brasil se dejó arrebatar el oro), y posteriormente la esperada final del baloncesto masculino entre Estados Unidos y España. Fue un partido apretado y lleno de emoción, donde estuve haciéndole fuerza al equipo español que por desgracia (al igual que Argentina más temprano) perdió el partido después de realizar una gran actuación.




Y durante toda la tarde no me perdí ni el más mínimo detalle de una clausura que, como ya lo dije, fue apoteósica, y que nos dejó con cierta nostálgica tristeza por la culminación de un evento que mueve lo mejor de cada país para tomar cita en un evento lleno de grandeza. :)

Los dejo con el video, hasta ahora el único disponible, de la interpretación de Wish You Were Here, y con algunas de las increíbles imágenes que nos dejó esta Clausura:











:)

3 comentarios:

Mauro Vargas dijo...

Aahhhh, que buenos fueron estos juegos olímpicos. Es la primera vez que les presto tanta atención y estuve todos los días enganchadísimo a cada transmisión. Como no tengo cable, estuve con la señal de Caracol, que igualmente hicieron un gran trabajo. Veía lo que podía en la madrugada, antes de ir a estudiar, en la tarde cuando llegaba a mi casa (no perdía minuto), y esperaba hasta las 11:30 p.m. para ver el resumen del día.
Me daba gusto despertarme a las cuatro para empezar el día con la adrenalina del deporte, luego llegar de la U para ver las últimas competencias del día, con Bolt corriendo como bólido, y dormirme con las emociones de la jornada y, como no, los hechos curiosos de los juegos, que fue un buen plus a la transmisión de Caracol.
Es curioso el poder de fascinación que ejerció London 2012 en mí. Curioso y extraño. Incluso tarareaba las melodías con las que abrían la señal internacional y todo XD
Y ni hablar de los logros de nuestros deportistas. Me hubiese gustado verlos todos en vivo, pero solo pude disfrutar dos así: el salto triple de Catherine y la excelente y super emocionante competencia de BMX.
La de Catherine la vi en casa, pero el triunfo de Mariana Pajón fue lo mejor!!
La clasificación comenzaba a las 9 a.m. y yo acababa de salir de clase. Bajé al primer piso del bloque y a la salida había un montón de gente agolpada viendo la primera carrera del día. Inmediatamente me uní a la multitud, expectante. Hasta los vigilantes dejaron de revisar las maletas y pedir los carnés para ver la competencia.
En el primer grupo no estaba Mariana, pero sí Venezuela (que no corrió con buena suerte), a la que apoyamos igualmente. Cada pedalazo, cada caída, cada llegada a la meta. Pero ya se acercaba la aparición de Mariana, y los nervios se apoderaron de todos, y cuando al fin salió, se lució desde el primer salto. Todos aplaudían y la alentaban, y al pasar la meta el lugar estalló en aplausos, y hasta una voz detrás de mí confesó "parce, estoy enamorado".
Tuve que salir a una reunión con unos compañeros y un profesor, pero regresamos lo más rápido posible para ver las otras carreras y, como no, la final. Nos dirigimos a la cafetería, nos sentamos frente al televisor, con un montón de gente que empezaba a llegar: estudiantes que suspendieron sus tareas para ver la carrera, profesores que salían de clase y se paraban a ver cuál era el alboroto, todos pendientes. De nuevo los nervios llegaron mientras Mariana avanzaba veloz, y en la espectacular llegada todos dejamos escapar un grito de vistoria y más aplausos ensordecedores. La emoción fue total.
Jamás imaginé que una competencia de BMX fuera a paralizar a un país tan tradicional como el nuestro, que parece no ver más allá del fútbol.
Estos juegos fueron ESPECTACULARES, y nos ofrecieron 15 días de emoción total. Y no diré nada sobre las ceremonias de apertura y clausura porque de ellas ya se ha dicho todo.
Hay que agradecer a todos esos deportistas que se entregaron con alma y corazón en sus diciplinas y que, a pesar de los obtáculos y el poco apoyo recibido, lograron sus objetivos. Esperemos que los gobernantes de este país entiendan de una vez por todas que el arte y el deporte son los únicos que nos representan ante el mundo y que es necesario un verdadero apoyo, para que así las alegrías de Londres 2012 se multipliquen dentro de cuatro años.
Un saludo George, y perdoname por la extensión XD

Calavera dijo...

La extensión, más que disculparse, se agradece. ;)

Con ese mega-comentario me has hecho revivir una vez más lo que yo mismo sentí durante esas históricas jornadas. Y es que me pasó lo mismo que a vos: nunca seguí unos Juegos tan de cerca como estos, a pesar de que siempre me han gustado este tipo de competencias. Por mencionar algo, me vuelvo loco con los Mundiales de Fútbol, y he seguido de cerca todos los que recuerdo, a excepción de Corea-Japón 2002, seguramente por la bronca de no haber clasificado y por los horarios de los partidos (Y tengo todos los álbumes desde Italia 90, menos precisamente el de 2002 :P, algunos llenos, otros a medio llenar)...

Esta vez con Londres 2012 hubiera querido estar todo el día pegado del TV, pero qué más da... Lo que vi lo disfruté mucho. Desgraciadamente me perdí la Apertura, y apenas pude ver unos apartes esa noche, pero con la Clausura no me perdí ni un segundo (solo me levanté para ir al baño cuando empezaron los discursos XD), y esta mañana la retransmitieron en ESPN y tuve la fortuna de ver de nuevo Wish You Were Here... :) Habría sido capaz de ver todo de nuevo, sobre todo los pasajes que mencioné en la entrada... Hoy sentí la falta de esa alegría que nos genera el deporte, pero ya tocará esperar dos años para la próxima cita mundialista y cuatro para Río 2016... :(

Gracias por pasar y comentar! :D

Juanito dijo...

Excelente reseña.
¡Saludos!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...